El perímetro de la cintura es una de las medidas estándar para saber si una persona está sana o no. Es sencillo: a más perímetro, significa que tiene más barriga y, por tanto, una salud más deteriorada o menos cuidada.

Este hecho se traduce al final en problemas urinarios, trastornos de la eyaculación y disfunción eréctil, además, claro, se tener más riesgo de tener una enfermedad del corazón o padecer diabetes tipo 2, según un estudio que se publicó en la revista British Journal of Urology International.

De aquel estudio se dedujeron unas conclusiones bastante significativas: de los que tenían 100 centímetros o más de circunferencia abdominal, el 75% reportaron disfunción eréctil, y el 65% trastornos en la eyaculación. Estos porcentajes bajaban hasta el 50 y el 40% respectivamente cuando el perímetro abdominal iba de 90 a 99 centímetros, y al 32 y 21% cuando esta medida era inferior a 90 centímetros.

Medir el perímetro abdominal es importante | Agencias

Ahora bien, aunque esta sea una medida estándar, conviene diferenciar lo que hay debajo de esos centímetros de perímetro de cintura. Si tienes una cintura amplia pero tu nivel de triglicéridos en sangre es normal, la grasa acumulada se denomina subcutánea y no es tan peligrosa. En cambio, si los triglicéridos están por las nubes, esa grasa puede ser visceral (escondida entre los órganos) y, por tanto, revestir mayor peligro.

Por tanto, lo mejor es que si detectas que tu pareja ya no está tan activo en la cama y, además, le está creciendo de manera considerable la barriga, vayáis juntos al médico y le expongáis el problema para que os dé una solución adecuada a cada caso.

No obstante, si quieres hacerte la prueba de cuánto te mide la cintura realmente, sigue estas instrucciones:

1.- Coge una cinta métrica que sea flexible, de las que, a buen seguro, usaba algún familiar para coser en la máquina.

2.- Debes estar de pie, con los pies juntos, los brazos a los lados y el abdomen relajado.

3.- A continuación, rodea con la cinta métrica a la altura del ombligo, hacer una inspiración profunda y, después, sacar todo el aire. Justo en ese momento, hacer la medición.

En cuanto a los resultados, según informa la Fundación del Corazón, "La Organización Mundial de la Salud (OMS) establece el valor máximo saludable del perímetro abdominal en 88 centímetros en la mujer, mientras que en el hombre el valor es de 102 centímetros".