SERÁ UN ANTES Y UN DESPUÉS

SERÁ UN ANTES Y UN DESPUÉS

Acroyoga: por qué esta disciplina puede mejorar tu relación de pareja

Te contamos en qué consiste este estilo de yoga y por qué puede ser un antes y un después en vuestra relación.

Acroyoga
Acroyoga | Acroyoga.org

El Acroyoga es una variante de yoga que se practica en parejas y que fusiona yoga, acrobacia y masaje tailandés. Una combinación que, junto a las posturas en pareja, crearán una profunda conexión física y mental entre vosotros. Esta disciplina se puso de moda a raíz de las publicaciones de algunos famosos en sus redes sociales haciendo poses con sus parejas, como Vanesa Lorenzo y Puyol o Elsa Pataky y Chris Hemsworth.

A diferencia de las clases de yoga individuales, en Acroyoga las posturas son acrobáticas y siempre necesitas de otra persona para realizarlas, lo que implica y fomenta una confianza y conexión profundas que se extenderá a todos los aspectos de vuestra relación. Además, este tipo de poses requieren fuerza, control y flexibilidad, lo que se traducirá en una gran mejora corporal y, en consecuencia, de la autoestima.

La respiración es otro de los pilares del Acroyoga, una respiración que casi sentiréis al unísono. Pero las posturas suponen mucho más: reto, trabajo en equipo, juego, diversión, contacto físico constante… su práctica os ayudará a conocer mejor al otro, a sentirlo, a redescubrir su cuerpo, a expresaros de una forma diferente y a conectar de una forma más profunda.

Será una forma de pasar tiempo juntos que os beneficiará de forma individual y como pareja y que incluso puede ayudaros a resolver conflictos, escapar de la rutina y reactivar la pasión. También puede ser una gran herramienta para escapar del estrés de vuestro día a día, ya que mantener las posturas en pareja os requerirá una concentración tal, no podréis pensar en otra cosa que en sostener al otro o no caeros.

La parte lúdica del Acroyoga también es muy saludable y relajante para las parejas. Intentar hacer las poses, sostenerlas, caeros… os ayudará a dejar vuestros conflictos, miedos o bloqueos a un lado y divertiros y reíros como niños. Una bonita forma de redescubriros.

Pero no es necesario tener pareja para practicar Acroyoga. También puede practicarse con amigos, con otros practicantes solos e incluso en grupo, convirtiéndose en una forma muy especial y auténtica de conocer gente.

Los roles en Acroyoga

Para realizar las poses acrobáticas del Acroyoga, cada uno tendrá que decidir qué rol quiere adoptar:

- Base. Es la persona que está en el suelo y que sostiene al volador. En parejas chico y chica, la base suele ser el hombre. La base debe ofrecer seguridad y confianza al volador.

- Flyer. Es la persona que hace las figuras acrobáticas sobre la base. Suele ser la persona más ligera y ágil de la pareja. El volador debe sentir una confianza total en su base para atreverse a elevarse sobre los puntos de apoyo que le ofrece.

- Spotter. Es la persona de apoyo para la base y el volador, que chequea los puntos de apoyo y supervisa la postura para mejorar la técnica, ofrecer seguridad y evitar caídas.

Aunque hay ciertas posturas básicas, las posibilidades en Acroyoga son infinitas si le echáis un poco de imaginación. Por supuesto, antes de lanzaros a las acrobacias, el profesor realizará un calentamiento o incluso una pequeña sesión de yoga y terminaréis con una relajación.

No hace falta que seáis flexibles o tengáis mucho equilibrio una gran forma física para practicar Acroyoga, ni siquiera que hayáis hecho yoga antes, estas cualidades se van ganando poco a poco con la práctica.

Amalia Panea | @amaliapanea | Madrid | 19/03/2018

Los mas vistos

Guía Infantil

La mejor guía para los papás

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.